“Enfrentamos desunidos la más grave amenaza que ha tenido la humanidad”: Manuel Castells, Ministro de Universidades de España

06 Abril 2020
Published in Eventos y noticias

Su vida es un laboratorio. Analiza y concluye. Sociólogo, honoris causa por un sinfín de universidades, premio Holberg, considerado el Nobel de las Ciencias Sociales, Manuel Castells (Hellín, Albacete, 1942), ahora ministro de Universidades, aboga por una gobernanza global y lamenta que afrontemos divididos la pandemia de la Covid-19. A continuación algunos apartes interesantes de una entrevista realizada por La Vanguardia.

La universidad online ha ido creciendo durante los últimos años. De hecho, usted ha sido profesor en una de ellas, la UOC. ¿Cree que la Covid-19 potenciará los estudios universitarios online, y que irán remplazando paulatinamente a los estudios presenciales?

 

La pandemia ha demostrado la extraordinaria utilidad de internet en todos los ámbitos. Y, particularmente, en las universidades, que completarán el curso, mayoritariamente, mediante la enseñanza online de calidad. Ha habido un curso acelerado de formación práctica de estudiantes y profesorado en este sentido en el espacio de semanas, sobre el que podemos construir hacia el futuro. No sólo para emergencias, sino para un sistema en que ambas modalidades se complementen en todas las universidades. La enseñanza presencial nunca desaparecerá porque su ancho de banda es mucho mayor que el de la mejor red de fibra óptica. Esta articulación debe ser un proyecto de futuro inmediato cuando acabe la guerra.

 

Muchas universidades han tenido que adaptarse de la noche a la mañana para dar clases no presenciales, con dificultades tecnológicas y no todo el profesorado preparado para ello... ¿Está garantizado el mínimo de calidad de las titulaciones en este curso?

 

Lo van a controlar y garantizar, coordinadamente, las agencias de calidad de cada comunidad autónoma y la Aneca, la agencia del Estado español. No tengo la menor inquietud en este tema, que sigo de cerca.

 

¿Cómo van a evaluar los profesores con garantías?

 

Con flexibilidad de procedimientos propios a las condiciones de cada universidad. Hay sistemas de evaluación continua, que practican las mejores universidades online como la Uned y la UOC, hay herramientas informáticas para exámenes online y tal vez pueda haber también exámenes presenciales en la medida en que se vaya restableciendo la posibilidad de contacto social.

 

¿Cree que en esta situación todos los universitarios gozan de igualdad de oportunidades? ¿O hay algunos que lo afrontan con carencias tecnológicas?

 

Hay desigualdad tecnológica como hay desigualdad social en todos los ámbitos. Y por tanto las universidades tendrán que tener en cuenta esas situaciones particulares y ayudar a los estudiantes desfavorecidos. Ahora bien, la difusión de internet es muy amplia, también lo es el uso de ordenadores. Y, algo que no se piensa, la inmensa mayoría de estudiantes tienen un ordenador en el bolsillo, que llamamos teléfono móvil. La cuestión es desarrollar protocolos de enseñanza que pueden ser adaptados al uso de los móviles como terminales. Lo que llamamos m-learning. En eso están varias universidades, por ejemplo, según mi información, la Universitat de Barcelona.

 

Los universitarios abordan con incertidumbre su futuro, tanto aquellos que están en la universidad, como aquellos que preparan su acceso... Estamos acabando el curso y va a empezar el 2020-2021. La Covid-19 marcará el último trimestre del primero y, cuando menos, el primero del segundo... ¿Cómo cree que serán? ¿Se retrasará el próximo curso universitario?

 

Hay incertidumbre en esto y en todo, porque ese es el tiempo de virus que nos ha tocado vivir, sería paternalista y engañoso decir lo contrario. Pero sí puedo decir algo cierto en el ámbito universitario: ningún estudiante va a perder el curso por razón de la epidemia. Las universidades, las comunidades autónomas y el Ministerio de Universidades estamos trabajando coordinadamente en ese sentido, en colaboración con estudiantes, enseñantes y personal administrativo, y vamos a asegurar que se complete el curso en los plazos habituales o con algunas semanas más si la pandemia se prolonga. Y el curso que viene se iniciará como siempre, esperando que no tengamos que crear un sistema online para ese momento. Pero si hace falta lo haremos y lo haremos bien. La calidad de la UOC no es inferior a la de otras universidades catalanas. Pase lo que pase, tenemos que asegurar que la vida sigue. Y la universidad también. Palabra de ministro.

 

¿Qué huella va a dejar la Covid-19 en la universidad?

 

La capacidad de liberar el potencial de la enseñanza virtual que estaba injustamente menospreciada y la exigencia de una digitalización más avanzada del conjunto del sistema universitario. Una gran frontera de innovación pedagógica y de inversión económica.”

 

Lea la entrevista completa en: http://epaper.lavanguardia.com/share/article/b70c88fa-c444-41fc-a93a-5060be17ce7b/406c806d-cc5d-45e5-8d0a-4cfc6abf7046

 

 

Su vida es un laboratorio. Analiza y concluye. Sociólogo, honoris causa por un sinfín de universidades, premio Holberg, considerado el Nobel de las Ciencias Sociales, Manuel Castells (Hellín, Albacete, 1942), ahora ministro de Universidades, aboga por una gobernanza global y lamenta que afrontemos divididos la pandemia de la Covid-19. A continuación algunos apartes interesantes de una entrevista realizada por La Vanguardia.

La universidad online ha ido creciendo durante los últimos años. De hecho, usted ha sido profesor en una de ellas, la UOC. ¿Cree que la Covid-19 potenciará los estudios universitarios online, y que irán remplazando paulatinamente a los estudios presenciales?

 

La pandemia ha demostrado la extraordinaria utilidad de internet en todos los ámbitos. Y, particularmente, en las universidades, que completarán el curso, mayoritariamente, mediante la enseñanza online de calidad. Ha habido un curso acelerado de formación práctica de estudiantes y profesorado en este sentido en el espacio de semanas, sobre el que podemos construir hacia el futuro. No sólo para emergencias, sino para un sistema en que ambas modalidades se complementen en todas las universidades. La enseñanza presencial nunca desaparecerá porque su ancho de banda es mucho mayor que el de la mejor red de fibra óptica. Esta articulación debe ser un proyecto de futuro inmediato cuando acabe la guerra.

 

Muchas universidades han tenido que adaptarse de la noche a la mañana para dar clases no presenciales, con dificultades tecnológicas y no todo el profesorado preparado para ello... ¿Está garantizado el mínimo de calidad de las titulaciones en este curso?

 

Lo van a controlar y garantizar, coordinadamente, las agencias de calidad de cada comunidad autónoma y la Aneca, la agencia del Estado español. No tengo la menor inquietud en este tema, que sigo de cerca.

 

¿Cómo van a evaluar los profesores con garantías?

 

Con flexibilidad de procedimientos propios a las condiciones de cada universidad. Hay sistemas de evaluación continua, que practican las mejores universidades online como la Uned y la UOC, hay herramientas informáticas para exámenes online y tal vez pueda haber también exámenes presenciales en la medida en que se vaya restableciendo la posibilidad de contacto social.

 

¿Cree que en esta situación todos los universitarios gozan de igualdad de oportunidades? ¿O hay algunos que lo afrontan con carencias tecnológicas?

 

Hay desigualdad tecnológica como hay desigualdad social en todos los ámbitos. Y por tanto las universidades tendrán que tener en cuenta esas situaciones particulares y ayudar a los estudiantes desfavorecidos. Ahora bien, la difusión de internet es muy amplia, también lo es el uso de ordenadores. Y, algo que no se piensa, la inmensa mayoría de estudiantes tienen un ordenador en el bolsillo, que llamamos teléfono móvil. La cuestión es desarrollar protocolos de enseñanza que pueden ser adaptados al uso de los móviles como terminales. Lo que llamamos m-learning. En eso están varias universidades, por ejemplo, según mi información, la Universitat de Barcelona.

 

Los universitarios abordan con incertidumbre su futuro, tanto aquellos que están en la universidad, como aquellos que preparan su acceso... Estamos acabando el curso y va a empezar el 2020-2021. La Covid-19 marcará el último trimestre del primero y, cuando menos, el primero del segundo... ¿Cómo cree que serán? ¿Se retrasará el próximo curso universitario?

 

Hay incertidumbre en esto y en todo, porque ese es el tiempo de virus que nos ha tocado vivir, sería paternalista y engañoso decir lo contrario. Pero sí puedo decir algo cierto en el ámbito universitario: ningún estudiante va a perder el curso por razón de la epidemia. Las universidades, las comunidades autónomas y el Ministerio de Universidades estamos trabajando coordinadamente en ese sentido, en colaboración con estudiantes, enseñantes y personal administrativo, y vamos a asegurar que se complete el curso en los plazos habituales o con algunas semanas más si la pandemia se prolonga. Y el curso que viene se iniciará como siempre, esperando que no tengamos que crear un sistema online para ese momento. Pero si hace falta lo haremos y lo haremos bien. La calidad de la UOC no es inferior a la de otras universidades catalanas. Pase lo que pase, tenemos que asegurar que la vida sigue. Y la universidad también. Palabra de ministro.

...............

 

¿Qué huella va a dejar la Covid-19 en la universidad?

 

La capacidad de liberar el potencial de la enseñanza virtual que estaba injustamente menospreciada y la exigencia de una digitalización más avanzada del conjunto del sistema universitario. Una gran frontera de innovación pedagógica y de inversión económica.”

Lea la entrevista completa en: http://epaper.lavanguardia.com/share/article/b70c88fa-c444-41fc-a93a-5060be17ce7b/406c806d-cc5d-45e5-8d0a-4cfc6abf7046

Información General

Asociación Columbus
114, rue de Rhône
CH - 1211 Genève 3
Switzerland
Email:
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. 

 

 

 

Maison de l'UNESCO

75015, Paris

France

 

 

 

Conectar con nosotros